El pecho, independientemente de su tamaño forma, es un símbolo indudable de la feminidad, por lo que precisa un cuidado conveniente. La atención a la respiración es una de las técnicas más empleadas en las sesiones de Mindfulness Meditación Tiene el beneficio de que puede practicarse en cualquier lugar y en cualquier instante, puesto que la respiración es una cosa que siempre y en todo momento está disponible para ser observado.

Lo más esenciales es que en el momento de practicar Mindfulness te sientas cómodo y relajado. Siéntate en el suelo sobre un cojín con la espalda recta, si no te resulta cómodo, siéntate en una silla con los pies en el suelo y la espalda pegada al respaldo.

Es interesante percibir que, en el instante en que dejamos de continuar la corriente a esa emoción y sencillamente la observamos con atención, empieza a desvanecerse, ya no la sentimos con tanta intensidad. Lo que amplía una emoción es el modo perfecto en que la alimentamos con la mente.

En nuestra mente tenemos un registro muy amplio de sensaciones vinculadas a determinadas imágenes, objetos, texturas, colores, etcétera Tan solo el hecho de meditar en algo, activa cerebralmente las áreas relacionadas con su acto, por lo que meditar en actividades lugares, por poner un ejemplo, que nos despiertan sensaciones agradables y de calma, nos ayudará a traer esas sensaciones al presente.

La instrucción principal para practicar mindfulness es que aparezca lo que aparezca en la mente, sencillamente obsérvalo. Se trata de aceptar sin juzgar, criticar ni reaccionar. Hay que mantener una psique de principiante, como si todo fuera nuevo, tener apertura mental y no apegarse. Tener una actitud de compasión, amabilidad y aprecio cara la propia experiencia, tal como se presenta en el instante presente.

Quantcast